17 jul. 2017

Contactos





En el mundo de los contactados y abducidos hay de todo: psicóticos, mitómanos, adictos a la celebridad y narcisistas sin remedio. Pero a veces, en la maraña confusa de los inadaptados fraudulentos del mundo ovni, aparece alguien con una prueba difícil de refutar, con un relato escalofriante o con una sencilla historia sólida y convincente.
Por eso psiquiatras con reputaciones intachables como John Mack, de la Universidad de Harvard, han llegado a la conclusión de que muchos de ellos están diciendo la verdad, que no quieren figurar en los periódicos ni convertirse en estrellas. Sencillamente están contando algo que les sucedió y que, en muchos casos, destruyó su vida y los convirtió en pacientes psiquiátricos. Algo que los partió en dos y que los dejó a medio camino entre esta y otra realidad donde habitan unos seres inter-dimensionales cuyo origen aún está por explicarse.
Uno de esos casos fascinantes es el de Stan Romanek. Ha expuesto varias pruebas de objetos metálicos volando por el aire a gran distancia en distintas carreteras de los Estados Unidos. Fotos, videos y grabaciones caseras que, al menos hasta ahora, parecen auténticas y sin alteraciones de ninguna clase.
Su casa fue alguna noche visitada por una luz intensa que dejó quemada toda una pared y buena parte del tejado. En sus grabaciones y fotografías se pueden ver esos seres pequeños y de ojos rasgados a los que la tradición alienígena ha llamado los grises.
También le han introducido objetos extraños debajo de su piel y alguna vez se curó de una lesión en la pierna sin que los médicos comprendieran cómo se había sanado de la noche a la mañana sin la cirugía que ya tenía prevista.
En una conferencia que estaba dictando sobre el fenómeno ovni de pronto una mujer que estaba en el auditorio le pareció familiar, extrañamente cercana. Se acercó a ver de dónde la conocía. Ella se alegró de ese reconocimiento y poco a poco, entre ambos, empezaron a recordar que habían sido abducidos al mismo tiempo. También descubrieron que el objetivo de esos secuestros estelares era la reproducción: habían cruzado sus óvulos y su esperma para crear a siete seres híbridos que se llevaron quién sabe con qué oscuros propósitos.
Para confirmar sus aseveraciones, Romanek se sometió a hipnosis con un psiquiatra reconocido. Durante las sesiones no solo confirmó todo lo que antes había afirmado en su vida consciente, sino que además copió en una hoja una ecuación matemática que le acababan de dictar. El astrónomo Dana Thibault la revisó y dijo que, en efecto, se trataba de altas matemáticas que quizás explicaban un viaje cuántico a una velocidad mayor que la de la luz.
Pero de todas esas pruebas extrañas, a mí las que más me atraen, curiosamente, no son las visuales, sino las auditivas: unas llamadas de procedencia desconocida en las que una de sus hijas híbridas le dice con una voz metálica que lo quiere y que lo extraña. Fascinante.
Varias veces Romanek fue intimidado y amenazado para que se callara, para que no siguiera hablando en sus conferencias. También lo han atacado desde distintos frentes. Finalmente, autoridades norteamericanas afirmaron haberle encontrado en su computador imágenes de pornografía infantil y lo detuvieron y procesaron por ese delito.

Y siempre me hacen la misma pregunta: ¿pero usted realmente cree en eso, usted cree que es verdad? Y yo siempre respondo igual: a mí no me interesa la verdad, sino la belleza. Y nadie puede decir que ser secuestrado por seres de otros mundos, tener hijos híbridos en el cielo y estar conectado a otras dimensiones no es mucho más bello que pagar facturas, hacer fila en el banco y pasar hojas de vida sin esperanza alguna.

38 comentarios:

  1. Buenos días Mario estoy escribiendo una monografía para mi colegio sobre la sombra colectiva y sus mensajeros. Gran parte del tema lo he reconocido gracias a sus libros donde pude aprender y rectificar que la violencia primigenia no está afuera de nosotros mismos y me encantaría poder entrevistarlo. Gracias por escribir, aun pienso que encontrarme un libro suyo fue una bendición.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya empecé la gira, Angela, y ando del cuello. No tengo un solo minuto libre.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  2. "A mí no me interesa la verdad sino la belleza" Solo un artista puede ver el mundo así. Aquí dejo mi sombrero. Abrazos, Claus

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Puedes poner ahí el pronombre "nosotros".
      Abrazos, Claus, MM.

      Eliminar
  3. Que puede ser mas bello, que poder escapar de esta realidad vendida.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, otra realidad siempre será un salto hermoso.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  4. A ratos quisiera que pasara algo asi, fortuito, y poder acceder a lo desconocido, descubrir un lugar diferente con posibilidades y oportunidades diferentes. Un abrazo M.M

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. De tanto empujar, tarde o temprano esa puerta se abre...
      Saludos, MM.

      Eliminar
  5. Saludos Mario, en tu libro Apocalipsis retrataste a un personaje secundario que logra hallar un punto de fuga a través de las comunidades indígenas del amazonas y que un día es sanado por un chaman y experimenta una epifanía que lo ayuda a afianzarse consigo mismo y lo sana,mi pregunta es ¿has tenido o has tratado de experimentar algo como esto? ¿en que acontecimiento real te basaste para esa parte?. Muchas gracias,mi admiración y un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Algunas de esas experiencias las extraje de mi viaje a San José del Guaviare cuando estaba trabajando en Los Hombres Invisibles.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  6. Concuerdo que es absolutamente hermoso Mario, y los viajes ancestrales llevados a cabo con ayuda de la Yakruna y el DMT te muestran esas infinitas realidad y universos esos desprendimientos de materia y estados morfos son exquisitos de vivir, espero con ansias contactar o ser contactado por ellos, mientras tanto me sigo refugiando en las letras que varios artistas e intelectuales cósmicos que tienen preparados para mí un mundo nuevo, al paso de un página, Saludos C.G.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, el arte es ya en sí mismo una realidad paralela.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  7. http://elojocritico.info/tren-mortal-hacia-jupiter-el-caso-de-los-suicidas-de-tarrasa/

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias por compartirlo. Esta noche le echo un vistazo.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  8. Mis condolencias por la muerte de Klauss Salcedo.Mucha Fuerza para recuperar la perdida de tu amigo Mario,Saludos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Lo vi, sí. Acabo de subirlo aquí, al blog.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  9. Creo que en nuestra insaciable búsqueda de lo desconocido la mayoría de está joven generación, gracias al acceso que nos brinda el Internet, hemos leido acerca de temas como los sumerios y los anunnakis, nibiru,los grises, los reptilianos, a personalidades como J. J. Benítez o Sixto Paz. Todo este mundo del tema ovni es absolutamente fascinante y mágico como tu mismo afirmas. En un universo tan grande como el nuestro, es difícil creer que la tierra entre cientos de miles de millones de galaxias con sus respectivos sistemas solares es la única en alberga vida, la tierra por su parte se encuentra en un sistema solar que existe hace 10 mil millones años (el universo tiene casi 14 mil millones) y ha sufrido grandes extinciones a lo largo de su historia, no es difícil imaginar que en una galaxia más antigua, en un planeta sin las extinciones que ha sufrido el nuestro puedan existir seres mucho más avanzados que nosotros.
    Un gran saludo y un abrazo enorme.
    De paso quería preguntarte Mario, si tienes algún conocimiento acerca de la fecha de la feria del libro en Pereira, hace poco me confirmaste por este medio que asistirias, espero que halla un momento de firma de libros en tu visita, ansío conocerte.
    Saludos.
    Jhon Jairo Zapata
    Estudiante de medicina (y amante de la astrofisica)
    Pereira, Risaralda

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así es.
      Estaré en la primera semana de octubre y firmaré libros, por supuesto. Avisaré por este medio la visita.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  10. Me gusta mucho esa manera de escribir tan única,palabras precisas y concretas que reflejan mucho su ser.
    Gracias Mario por esos aportes,un gran ejemplo a seguir,es una de mis motivaciones para seguir escribiendo y algún día aportar mi grano de arena a este país.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Estudiar, prepararse y leer es una forma de estar aportando, claro que sí.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  11. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  12. Mierda! hace unos minutos me topé con un documental en Netflix y me dió curiosidad, cuando leí el nombre y empece a verlo precisamente empezaban a contar y mostrar vídeos así como lo cuentas aqui.
    Es fascinante, sinceramente esos seres son perfectos jaja ando obsesionado mucho con ese tema, un abrazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y mira el caso de John Mack, el psiquiatra. Vale la pena también.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  13. Hola Mario, buenas noches. me gustaría saber si en Bogotá próximamente realizará firma de libros.
    Muchas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No por ahora. Cualquier cosa, avisaré por este medio.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  14. Mario me gustó mucho el último párrafo "mucho más bello que pagar facturas o hacer filas de banco" Cuanta verdad!!
    Termine de leer el libro de las revelaciones, excepcional, la epigenetica del miedo, no he dejado de pensar en eso por mi caso propio y por nosotros los colombianos que pareciese que nuestro adn se resiste a la paz.
    Vi en Señal Colombia un documental llamado Maracaná y creo que hay dos historias que te podrían llamar la atención, la primera, el desembarco del equipo Italiano, llegaron a Brasil en barco, habían perdido a gran parte de su selección en un trágico accidente y seguían el camino de tantos exiliados Postguerra, en barco muchos días, pensé en la superstición italiana, las cábalas, pero también en el ego lastimado, una selección todo poderosa en el 38, a una selección de postguerra en el 50 con un país en la miseria.
    La segunda es la del negro Varela, le decían el negro, como a vos Mario, el capitán de la selección Uruguaya que los llevo a la gloria, la noche de la celebración en el hotel, del campeonato del mundo!!! Se fue a tomarse unas copas sólo, en algún bar de mala muerte de Río, de los pocos que abrieron en esa tragedia llamada maracanazo, esa imagen de ese hombre tomando con los vencidos, los que lloraban sin consuelo, alguien lo escucho decir " como pude hacerlo esto, a esta gente tan buena" , esa imagen me conmueve, odiaba la fama y las cámaras , terminó su vida así de forma modesta, siendo un héroe nacional. Ese tipo de personajes que no parecen reales. Saludos y te llevaré el libro a Pereira para la firma. Un abrazo. Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay un bello texto de Galeano sobre ese jugador y lo que vivió esa noche en A sol y sombra. Vale la pena echarle un vistazo.
      Nos vemos en Pereira, claro que sí.
      Saludos, MM.

      Eliminar
  15. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  16. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  17. Siempre desde muy pequeña me ha interesado el saber todo sobre el universo y los otros seres que pueden estar entre las estrellas.
    Una noche uno se de ellos se presento por medio de un sueño tenia ojos grandes,su piel con tonos de grises y azules Y él solo me miraba no tenia boca pero me hablaba con su mente y me dijo que tenia un mensaje. Muy loco

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues la verdad se corto el sueño! pero se que en su momento llegara el mensaje

      Eliminar
    2. Solo es de volver a entrenar la mente he pasado por cosas las cuales no se me han bloqueado no he vuelto a ver o recordar mis sueños y son tan importantes por que ellos siempre te muestran algo de tu pasado presente o futuro he incluso es un camino para comunicarnos con los otros.

      Eliminar
  18. Respuestas
    1. La vi por esos años en que salió. No sé si ahora nos cautivaría igual.
      Saludos, MM.

      Eliminar
    2. Yo voy al contrario. Ahora la veo, lo que no hice cuando era un éxito. Y es tan vigente en sus temas como ahora. No recurre a trampas fáciles como monstruos babosos gringos. Sus suposiciones están dentro de lo posible. En sus capítulos reconozco desde temas de películas posteriores hasta sucesos actuales muy parecidos. Avisos. Recomiendo repasarla. Tiene el ingrediente especial de los muy precarios efectos especiales, los celulares gigantes. El uso del teléfono fijo aún, que le da un toque muy bello. Pero la pugna que siempre se reconcilia entre ciencia e intuición es tan exacta como ahora. Yo estoy fascinada. Para mí es, como otras películas y series, un aviso cifrado de lo que hay, de lo que hemos hecho con la Tierra (capítulo del monstruo nacido en las aguas tocadas por el desastre de Chernobyl, es pavorosamente posible), de quienes tal ves nos ven, nos buscan o nos han sobrepasado en inteligencia. Y especialmente, sobre lo que se esconde. Feliz día.

      Eliminar
  19. De hecho, ahora que lo pienso otra vez, recuerdo varios capítulos que me llevaron a sus libros como La Importancia de Morir a Tiempo o El Libro de las Revelaciones y viceversa. Textos suyos, Mario Mendoza, que me saltan en la memoria cuando veo a Mulder y Scully preguntándose cosas, desenredado imposibles. La teoría de cuerdas y agujeros de gusano se repasa varias veces. Las posibilidades de reencarnación, la posibilidad de ciudades intraterrenas (de las cuales no dudo) o las presencias extraterrestres, que espero ver algún día o noche. No sé si esa serie Archivos X lo ha influenciado a usted como escritor, pero se toca con su otro lado como creador y como ya dije, conecta con otras obras de la literatura y el cine que para mí son avisos, mensajes, evidencias para quien no tema creer que la verdad es plegable, maleable, múltiple. Como las películas de Shyamalan, por ejemplo. Me encantaría saber que pensaba usted cuando veía Archivos X.

    ResponderEliminar